VENGADORES 95: CUARTO MES DE “SIN RENDICIÓN”

Termina “Sin rendición”, con cuatro episodios verdaderamente épicos, en que ocurren un montó de cosas y que, además, se coronan con dos increíbles números dibujados por Pepe Larraz en su máxima potencia. Sabemos que sufrió horrores para acometer la nueva estatua que a partir de ahora sustituye a la original, de la época de Kurt Busiek y George Pérez, pero hemos disfrutado tanto con el resultado que no podemos sino rendirnos a sus pies. Y sí, Pepe ha hecho que la batalla final de este cómic sea grandiosa y espectacular, hasta convertirse en la favorita de Mark Waid, pero sus grandes momentos de “Sin rendición” que se nos han quedado grabados para siempre son también los más pequeños e íntimos: el abrazo de Nadia a Jarvis, la marcha de Roberto, el reencuentro de Clinty Bruce… La carga emotiva de todas esas escenas, que sólo se logra con una cuidadísima planificación y un dibujo atento a los pequeños detalles, es colosal.

 

DETRÁS DE LAS BAMBALINAS Nada más publicarse en Estados Unidos el último número de la saga, el equipo de guionistas, junto a Tom Brevoort, concedieron una larga entrevista a Dave Richards, de Newsarama.com, en la que abordaron muchos aspectos de la saga. Es así como hemos sabido que Jim Zub se quedó paralizado la primera vez que entró en la sala de reuniones: el más joven del equipo se sentía como un intruso que se hubiera colado allí. La historia se escribió en conjunto, pero algunos aspectos concretos fueron aportados por algunos de ellos de manera individualizada. Así, el origen de El Combatiente lo escribió fundamentalmente Al Ewing, mientras que Mark Waid se encargó de Viajera. Por cierto, pese a que se haya confirmado que la hija de El Gran Maestroen realidad nunca formó parte del equipo, sí que ha estado en sus filas para la gran refriega, y Brevoort no descarta en absoluto que vaya a volver: “Vengadora una vez, vengadora siempre”, que se dice. El peor contratiempo que sufrieron tuvo que ver con Kim Jacinto, que ha dibujado muchas menos páginas de las previstas al comienzo. Enfermó de gravedad al mismo tiempo que su mujer estaba dando a luz, y por esa razón Mike Perkins y Sean Izaakse tuvieron que sustituirlo. Cuando el trabajo estuvo terminado, y como regalo especial para todas las personas que habían estado implicadas, en Marvel imprimieron una tirada limitada de barajas especiales, de apenas veinte unidades, con los naipes de la saga. Por último, un aviso de futuro, en boca de Brevoort: “Después de haberlo logrado una vez, todos los pensamientos que tengo giran alrededor de la posibilidad de hacer un segundo proyecto semanal de Los Vengadores en algún momento del futuro”.

 

EL DESTINO DE MERCURIO Durante su imprescindible etapa en The Flash, para DC Comics, Mark Waid creó uno de los conceptos más importantes que caracterizan a este personaje: La Fuerza de la Velocidad, que es la energía extradimensional de la que toman sus poderes los velocistas de la Distinguida Competencia. Todos sus campeones se sienten atraídos por la misma, de manera que, cuando alcanzan velocidades elevadas en extremo, pueden llegar a fusionarse con ella. Teniendo en cuenta esto, y que Waid figura entre los guionistas de esta saga, no resulta tan extraña la manera de desaparecer de Pietro Maximoff. ¿Acaso se ha dejado arrastrar por el equivalente marveliano de La fuerza de la Velocidad? Es lo que cabe concluir de las tarjetas que ordenaban la planificación de la saga y que surgieron de las reuniones de todo el equipo. En concreto, Brevoort se refería a que Mercurio se veía atrapado a hipervelocidad (“Hyper-Speed”, que es bastante parecido a “Speedforce”). El destino de Mercurio alimentará el epílogo de “Sin rendición”, que ofreceremos durante los próximos cuatro meses y que nos dejará a las puertas de la llegada de Jason Aaron y Ed McGuinness.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *