SPIDER-MAN 26. DESTINO: LATVERIA

Penúltimo capítulo. Exacto: el mes que viene, termina esta colección, nos abandona Brian Michael Bendis, Miles Morales se queda sin serie propia, al menos de momento… ¡todo eso ocurrirá a la vez, y más cosas que mejor que no te adelantemos! Tan cerca del final, el guionista continúa con la buena costumbre de conectar todas sus historias, recuperando a una de sus villanas favoritas. Lucia Von Bardas nos la presentó en Secret War #1 USA (2004), como la dirigente que había llegado a gobernar Latveria con ayuda de Estados Unidos. Posteriormente, se descubrió como una amenaza tan terrible como el propio Doctor Muerte, lo que llevó a Nick Furia a planificar su caída. El personaje continuaría apareciendo de manera intermitente en el Universo Marvel, siendo recuperada recientemente por su creador literario, en concreto en Invincible Iron Man vol. 6, #6-11 USA (2017. Invencible Iron Man nºs 81-86), donde fue derrotada por Riri Williams. Ella fue la superheroína que consiguió algo tan inconcebible como llevar la democracia a Latveria, y de ahí que la villana le guarde tanto rencor. Von Bardas fue detenida, pero ya sabemos lo fácil que lo suelen tener los villanos de La Casa de las Ideas para escapar.

 

ENTRAN LOS CAMPEONES

¿Qué vínculo une a Riri Williams y a Miles Morales, aparte del guionista? Que ambos pertenecen a Los Campeones, y de ahí que sea este grupo el recurso utilizado por Bendis para que nuestro joven trepamuros consiga llegar tan rápido hasta donde se encuentran los Seis Siniestros. Hay, no obstante, un detalle de continuidad que chirría un pelín: en Campeones nº 18, Cíclope dejó el grupo, para ser sustituido por La Imparable Avispa y Ironheart. Por lo tanto, no hemos tenido ningún momento en que Riri y Scott coincidieran en la formación. ¿Quizás Ciclo quedó una última vez con sus viejos amigos y entonces surgió la crisis de Latveria? ¡Lo aceptamos como No-Premio!

 

HOMENAJE POR LOS CAÍDOS

Nada más ver la portada de este número, a nosotros nos invadió una comezón que probablemente sea similar a la que hayas podido sentir tú: “¿Dónde hemos visto antes algo parecido?”. Estaba claro que el dibujo recordaba a otro, relativo a esta colección, pero no lográbamos situarlo. Uno de nuestros más sagaces localizadores de tributos artísticos, Xavi Sanz Serrano, nos ha resuelto la papeleta. La ilustración recuerda poderosamente a la mítica escena en que Mary Jane sostenía el cuerpo sin vida de Peter Parker, en Ultimate Spider-Man #160 USA (2009. Coleccionable Ultimate. Ultimate Spiderman nº 30: La muerte de Spiderman). Ay, por mucho que nos guste lo que hace habitualmente el bueno de Patrick Brown, en este caso nos quedamos con el original de Mark Bagley. Xavi aprovecha para señalar que, en este entorno arácnido, no faltan precisamente muertes en los brazos del héroe. Antes de que el Hombre Molécula le diera al botón de reinicio, así fue como nos despedimos de Rio Morales. Si descendemos a los terrenos más clásicos, no hay más que recordar la dramática despedida del Capitán Stacy, cuya versión a cargo de Todd McFarlane nos recuerda el buen aficionado arácnido latro. Si nos extendemos al resto del Universo Marvel, viene el recuerdo de “Born Again” o de “La muerte del Capitán Marvel”. Y elevando la discusión al terreno cultureta, Íñigo de Prada nos recuerda que todo empezó con La Piedad de Miguel Ángel. ¡Menudo Spot On coral que nos ha salido!

 

PLAN EDITORIAL 2018: MILES MORALES

Gracias a esta serie, muchos descubrieron al que está llamado a ser una auténtica estrella, Nico León. El caso es que, después de que se ocupara de los números relacionados con “Civil War II”, le perdimos de vista, ya que fue requerido para llevar a cabo el relanzamiento de Hulka. Una vez concluido ese trabajo, el artista argentino regresa con nosotros, para una pequeña aventura de apenas dos entregas en la que continúa la deriva existencialista de Miles Morales, y nada mejor que un largo viaje para aclararse las ideas. Es así como ha aparecido en Tokio, donde se encuentra con Tomoe, una villana creada por Brian Michael Bendis y David Marquez para nutrir la caterva de enemigos de Iron Man y que también se ha estado enfrentando contra Riri Williams. En cualquier caso, nuestro protagonista está rumiando importantes decisiones acerca de su futuro. Será algo que a buen seguro se desentrañará a lo largo de este año que aquí comienza, y sobre el que nos gustaría darte algunas pistas en relación al joven trepamuros. ¡Empezamos!

 

LA ACTUALIDAD Como apuntábamos más arriba, las vacaciones arácnidas en Japón apenas nos ocuparán un número más, el del mes que viene. En marzo, damos el salto a Marvel Legacy, con el regreso de Óscar Bazaldúa, la presentación de los nuevos Seis Siniestros, un nuevo diseño y, en lo que respecta a la edición americana, el regreso a la numeración histórica de la serie… espera, ¿de qué serie? De Ultimate Spider-Man, por supuesto. ¿Ya se te ha olvidado que éste es el Hombre Araña Definitivo? Cuando llegue el momento, trataremos de explicar en detalle la suma que lleva a colocarnos en el Spider-Man #234 USA. Poco más que añadir al respecto de esta colección propiamente dicha, pero Miles no se limita sólo a estas páginas. Apunta que Spidermen II continuará en estos primeros meses del 2018, hasta su quinto y último número, a la venta en marzo. Este enero se publica además Generaciones, el tomo que reúne todos los especiales que transcurren en el “Punto de fuga” de “Imperio Secreto”. En su interior, entre otros encuentros entre héroes de legado y sus contrapartidas veteranas, podrás ver el viaje de Miles hasta los tiempos en que Peter Parker tenía su edad y estaba en el Instituto Midtown. Atención, porque en esa historia se avanza la decisión que podría tomar nuestro héroe al respecto de su futuro como superhéroe, por lo que se trata de un relato trascendental. Y, como habrás podido suponer, Miles también seguirá siendo uno de los miembros de Los Campeones, así que cuenta con él en su colección mensual, que el mes que viene inicia un crossover con Vengadores.

UN ENCUENTRO PROVIDENCIAL

Juntos de nuevo por primera vez

 

LOS CLÁSICOS Sí, habrá reediciones clásicas vinculadas a esta cabecera, y ahí un buen motivo para hacerlo. Este diciembre, se estrena la primera película animada del trepamuros, que cuenta precisamente con Miles Morales como protagonista. Podríamos haber aprovechado para recuperar sus primeras historias, pero ya sabes que nos gusta hacer las cosas en orden, así que hemos acudido al amanecer de los tiempos… en concreto, al amanecer de Ultimate Spider-Man. Porque este clásico moderno de Marvel siempre ha de estar disponible en todas las librerías, este año arranca su recopilación en Marvel Integral, con dos primeros tomos: el primero, a la venta en junio, contará con los trece primeros números de la cabecera original, mientras que el siguiente, disponible en octubre, reunirá los siguientes, hasta quedarse en Ultimate Spider-Man #27 USA.

UNA NUEVA OPORTUNIDAD

Porque nunca nos cansamos de este clásico

Spot On perteneciente a Spider-Man nº 20

ERIK LARSEN, EL SUSTITUTO DE TODD McFARLANE

La marcha de Todd McFarlane de Marvel y de Spider-Man, la colección que habían confeccionado a su medida, dejó a muchos aficionados huérfanos y a otros extraordinariamente satisfechos, puesto que, después de un año pergeñando sus propias historias, el canadiense había conseguido dividir radicalmente a la audiencia, entre los que le amaban y entre los que le odiaban. En Marvel ya se veían venir la espantada, después de los problemas y disputas que venían manteniendo con el egocéntrico artista. Danny Fingeroth, el editor que por aquel entonces se estrenaba en la franquicia arácnida, no tardó en encontrar un sustituto perfecto. Su nombre: Erik Larsen.

Cuando era niño, Erik Larsen disfrutaba con los cómics más que con ninguna otra cosa. Pronto supo que era eso a lo que quería dedicarse profesionalmente. Empezó a crear un montón de personajes que surgían de su imaginación como un caudal inagotable. Se propuso ser como Herb Trimpe, el artista por antonomasia de The Incredible Hulk, que no era especialmente querido por el fandom, pero al que admiraba por su perseverancia, ya que permaneció junto al Goliat Esmeralda durante decenas de números. Con 19 años, Larsen escribió y dibujó Megaton, un cómic en blanco y negro con un héroe que él mismo había creado y que le serviría como entrenamiento, mientras sumaba a la de Trimpe las influencias de Steve Ditko, Jack Kirby, Walt Simonson y Gil Kane, cuyo estilo adoraba. Disfrutó mucho de la experiencia y, una vez concluido su periodo de aprendizaje, Marvel le dio unos cuantos episodios de relleno, aunque fue DC Comics la que le ofreció su primer trabajo relevante, los lápices de Doom Patrol. Por aquel entonces, conoció a Todd McFarlane en una convención y ambos se hicieron amigos.

 

Al cabo de un tiempo, ambos estaban asentados en Marvel y McFarlane se había convertido en la estrella de The Amazing Spider-Man. El éxito de la serie era tal que, durante el verano de 1989, se publicaría quincenalmente. El dibujante titular trató de hacerse cargo de todos los episodios, pero no daría abasto y necesitaría de un sustituto puntual para la quinta parte de una aventura de seis capítulos, titulada “Complot para un magnicidio”. El escogido fue Larsen. El salto de McFarlane, de Amazing a Spider-Man, tendría lugar apenas cuatro números más tarde, pero de ellos sólo dibujaría dos. El entonces editor Jim Salicrup utilizaría los otros dos como campo de pruebas para encontrar un sustituto que mantuviera cierta coherencia gráfica con respecto al estilo de su artista más comercial. Colleen Doran hizo uno de los episodios, Larsen el otro y Salicrup se decantaría finalmente por éste.

 

Al contrario que su amigo, Larsen no quería cambiar radicalmente el estilo de Spiderman, sino todo lo contrario: reproduciría todos los trucos que habían lanzado al estrellato a McFarlane, ya que temía que los aficionados se echaran sobre él si de distanciaba demasiado. Las telarañas en forma de spaguetti, una Mary Jane desproporcionadamente sexy, grandes dibujos con Spidey saltando por Nueva York, estructuras originales de página, con viñetas rotas, recuadradas o irregulares… El nuevo artista hizo suyo el repertorio, pero al contrario que su colega no le interesaban ni los callejones oscuros ni las almas atormentadas. Era un autor de la espectacularidad y del optimismo y aunque nunca alcanzaría el gigantesco grado de popularidad de McFarlane, si logró mejores resultados gráficos que éste y Amazing incluso elevó los excelentes ratios de venta que habían tenido hasta entonces.

 

Los editores estaban tan satisfechos como sorprendidos, pero una vez asentado en su puesto, Larsen empezó a sentirse un poco frustrado. Tenía la impresión de que Amazing no era el cómic con el que más disfrutaría. Hubiera preferido encargarse de Hulk, Thor o Los Cuatro Fantásticos, y soñaba con hacerse cargo algún día de Nova, uno de los héroes fundamentales de su infancia. Además, estaba harto de Veneno, que le parecía un villano de lo más predecible, pero que volvía cada dos por tres. Fue entonces cuando McFarlane dejó Spider-Man y Danny Fingeroth, el sustituto de Salicrup, estimó que lo más oportuno era que Larsen heredara la serie siguiendo el mismo esquema de artista inmensamente popular que, de la noche a la mañana, se ponía a escribir las historias. Incluso tenía alguna experiencia previa con el procesador de textos, ya que un año antes ya había hecho un pequeño serial de Spiderman y Lobezno para la serie semanal Marvel Comics Presents: “Mi guionista favorito soy yo mismo”, afirmaba Larsen en una entrevista, “porque nunca me pediría algo que no pudiera dibujar bien”.

 

Antes de saltar a una saga más extensa, llegaría el Spider-Man #15 USA (publicado en el tercer volumen de esta colección), una aventura ligera, en la que Spidey compartía espacio con La Bestia. Allí se adelantaban algunas de las intenciones de Larsen: introducir nuevos personajes, cuanto más monstruosos mejor, y mantener un tono lúdico, de aventura ligera, que estaba en las antípodas de la truculencia a la que se había apuntado McFarlane. Tres números más tarde, empezaría el único arco argumental que llegó a hacer. “La venganza de Los Seis Siniestros” se presentaba desde su título como secuela de otra aventura que había escrito David Michelinie y dibujado el propio Larsen para Amazing. El artista pensó que algunos cabos sueltos dejados allí podían alimentar otra saga que, por lo demás, funcionaría como un relato autónomo.

 

La anterior historia había sido un rendido homenaje al debut del grupo de villanos dirigido por el Doctor Octopus, que Stan Lee y Steve Ditko llevaran a cabo en The Amazing Spider-Man Annual #1 USA (1964. Marvel Gold. El Asombroso Spiderman: Poder y responsabilidad). Con la segunda parte, el artista quiso dar un paso más allá, de forma que la trama servía de vehículo para utilizar a todos los personajes de Marvel que le apetecía tratar. Además del trepamuros, de sus enemigos y de la inevitable Mary Jane con el melenón que le había dado, estaba el Motorista Fantasma, Hulk, Los 4 Fantásticos, Deathlok, Solo, Sonámbulo, Nova (claro está) y, finalmente, un invitado sorpresa que llevaba veinte años sin aparecer en un cómic del trepamuros, pero que encajaba como un guante en sus preferencias.

 

“La Venganza de Los Seis Siniestros” fue, en definitiva, el patio de colegio en el que Larsen pudo disponer de todos los juguetes que le hubiera gustado tener de niño. Por aquel entonces, McFarlane le propuso acompañarle en la aventura de Image. Él no estaba enfadado con Marvel ni preocupado por el dinero que daba el merchandising, y ni siquiera tenía grandes ambiciones económicas. Lo único que quería hacer era escribir y dibujar durante las siguientes décadas el cómic de un personaje que había creado cuando estaba en el colegio y cuyos diseños conservaba desde entonces, un tipo verde, musculoso y con una cresta de caballito de mar que respondía por el nombre de Dragon.

 

Antes de dar el salto a Image, el artista completó su última aventura con Spiderman, dejándole un pequeño regalo al héroe al que tanto le debía. Una tarta de cumpleaños que permitió a los lectores hacer algo que no podrían repetir nunca más: calcular la edad exacta que en aquellos momentos tenía Peter Parker. Poco después, Larsen empezó a vivir su sueño junto al que se llamó, finalmente, Savage Dragon. Más de veinte años y casi trescientos después, todavía sigue haciéndolo, y sin faltar ni una vez a su cita. En todo ese tiempo, ha encontrado alguna que otra ocasión para volver a dibujar a Spiderman. Al contrario que McFarlane, Larsen nunca ha pensado que el Hombre Araña fuera el equivalente al instituto: algo que pudo estar bien en la adolescencia, pero a lo que jamás regresaría. Al contrario que McFarlane, Larsen sigue haciendo tebeos y, como le pasaba cuando era un niño, disfruta con ellos más que con ninguna otra cosa.

 

Texto aparecido originalmente en Coleccionable Spider-Man nº 4

LA RECUPERACIÓN

La pelea entre Spider-Man y Cabeza de Martillo ha terminado, pero a la guerra todavía le puede quedar mucho por delante. Faltan todavía tres episodios antes de que saltemos a Marvel Legacy, donde además de la llegada de Los Seis Siniestros y la vuelta a la numeración clásica de Ultimate Spider-Man vamos a tener alguna importante sorpresa que afectará a Miles, y aunque todo parezca ahora muy tranquilo después de la batalla, la semilla de lo que habrá de venir se está sembrando en estas mismas páginas. ¡Atento!

LA GRADUACIÓN DE BOLAS DORADAS Ya le vimos actuar en varias ocasiones durante sus tiempos como alumno de La Imposible Patrulla-X de Cíclope, pero hacía tiempo que Bolas Doradas no tenía un choque contra un villano, al menos no de la envergadura de Cabeza de Martillo, al que vence con cierta facilidad pese a tratarse del tipo que acaba de propinar una paliza al Hombre Araña. ¿Cuál será el siguiente paso en la carrera superheroica del mutante? ¿Permanecerá al lado de Miles o se dispone a emprender su propio camino? A día de hoy, Fabio Medina es uno de los personajes secundarios más interesantes de esta cabecera, pero qué duda cabe que todavía no está preparado para sostener un proyecto por sí mismo, y ni siquiera cabe imaginarlo en una miniserie propia… aunque cosas más extrañas se han visto.

EL REGRESO DE RIO MORALES Primero no se tomó demasiado bien el secreto de su hijo, pero una madre es una madre y Rio ha vuelto para ayudarlo en el momento en que él más lo necesitaba. La situación guarda paralelismos con lo ocurrido con la Tía May y el Peter Parker Ultimate. Ella descubrió su identidad secreta en plena saga del clon y no le gustó lo más mínimo… hasta que luego tuvieron tiempo para hablar. Falta por ver cuál será la posición de Rio Morales en la vida de su hijo en lo sucesivo, algo sobre lo que tendremos más pistas en el próximo número, pero su trabajo en el hospital bien podría servir de cobertura a Miles en otras futuras aventuras.

LA VIDA ES UN COSPLAY Al menos es lo que parece en las colecciones arácnidas de Brian Michael Bendis, donde siempre encontramos a un tipo disfrazado en el momento y lugar más inesperado. ¿Te has fijado del que aparece en la sala de espera del hospital? Se trata del Hombre-D, viejo colega del Capitán América, al que Bendis ya ha recurrido en alguna que otra ocasión. Por ejemplo, estuvo en The Pulse y también formó parte de aquel equipo organizado por el Hombre Maravilla para destruir a Los Vengadores. ¿Que cómo sabemos que es un tipo disfrazada del Hombre-D y no el auténtico? Pues porque Dennis Dunphy viene siendo secundario de la colección de Sam Wilson, donde ha dejado atrás su uniforme clásico, y seguro que Bendis debe estar al tanto de ello, ¿verdad?

 

DE VUELTA AL RING El Hombre-D en su más reciente aventura

ABRAZOS QUE MATAN O que por lo menos hacen daño. Más allá de la entrañable escena en la que Lana agradece a Miles que devolviera el golpe a Cabeza de Martillo, está por ver las repercusiones que tendrá esa declaración de amor por parte de ella. Y hay un detalle que no debemos perder de vista… ¿cómo se lo tomará su madre? ¿Tendrá algo que ver con eso el que vaya a unirse a los Seis Siniestros con motivo de Marvel Legacy?

 

COSAS POR VENIR Miles no lo va a tener fácil

Spot On aparecido originalmente en Spider-Man nº 18

UNIVERSO SPIDER-MAN EN EL CINE ¿ALGÚN DÍA?

1426246284_10452924_10153177666658781_8865670112364176608_o

Ahora que Sony tiene un acuerdo con Marvel para que Spider-Man entre en el Universo Cinemático no sólo podemos estar hablando de que el trepamuros entre a jugar con los Vengadores. El acuerdo habla de que Marvel produce la cinta de Spidey para Sony y, pese a que muchas partes de ese acuerdo no se han revelado de manera oficial, el interés de Sony para que el trepamuros contase con su propio universo no debe haber muerto del todo… o no debería.

En España acaba de terminar Universo Spider-Man, saga ideada por Dan Slott en la que Morlun y su familia se pasean por distintos universos para cazar a todo trepamuros que se les presente por delante. Con esta base en mente, se presentan varias opciones a favor para que esta aventura pueda trasladarse a la gran pantalla, satisfaciendo a muchos y sacando partido de otras encarnaciones que harían las delicias del fan. Vamos a verlo.

Leer más

LO QUE SE HA DICHO DEL SPIDER-MAN DE SONY / MARVEL

El pasado febrero Sony acordaba con Marvel la introducción de Spider-Man en su Universo Cinemático. El trepamuros podría, por fin, compartir pantalla con el Capitán América, Iron Man o Hulk.

Desde entonces la red se ha llenado de rumores, primando aquellos en los que figuran los candidatos para enfundarse las mallas del trepamuros. Se dice que podríamos tener el anuncio oficial en breve, pero seguimos en ascuas, por lo que hagamos un repaso de lo que se ha dicho estos meses.

tumblr_nnkzj0m6js1s9gyh7o1_r1_1280 Leer más