DOCTOR EXTRAÑO 1-34: EL EXPLORADOR DEL ESPACIO SUPREMO

Bienvenido a esta nueva andadura del Doctor Extraño, con un giro monumental e imprevisto, que lleva al personaje hasta donde ningún mago había pisado antes. La idea de contemplar a nuestro Señor de las Artes Místicas en un entorno tan opuesto a lo que suelen ser sus aventuras podría resultar demasiado extraña, valga la redundancia, pero el que sean Mark Waid y Jesús Saiz quienes la llevan a cabo no es sino una garantía de calidad.

 

A LOS MANDOS DE LA NAVE Hace ocho años ya, La Casa de las Ideas lanzaba Strange, una miniserie de cuatro entregas, aquí publicada como 100 % Marvel. Extraño, en la que Mark Waid y Emma Ríos llevaban a cabo un acercamiento tan prometedor a la figura del mago que todos cuantos la leímos hubiéramos apostado con los ojos cerrados por su continuidad en forma de serie abierta. No fue así, por desgracia, y aquello se quedó en un intento más de volver a levantar de su letargo al que fuera uno de los pilares sobre los que se asienta la editorial. Pero no sólo los lectores nos quedamos con la espinita clavada: también el propio Waid, que siempre había tenido al Doctor Extraño entre sus personajes favoritos y que seguía queriendo acometer una larga temporada de sus aventuras. “Junto con el editor Nick Lowe, vamos a aportar algunos nuevos y muy inesperados lugares a los que llevar al Doctor Extraño dentro del Universo Marvel, empezando por las estrellas”, comentaba el escritor a Tucker Chet Marcus, de Marvel.com.

 

UN DIBUJANTE TOTAL En las tareas gráficas, tenemos a Jesús Saiz, ocupándose de todo mediante herramientas digitales: lápiz, entintado, color, tanto en el interior como en las portadas. Saiz llevaba meses y meses preparando esta colección, en lo que supone su segunda serie como artista oficial, después de haber pasado por la cabecera del Capitán América en un momento tan crítico como ha sido toda la trama del falso Capi. “Trabajar en esta colección es una delicia absoluta”, continuaba el dibujante en la misma entrevista. “Siempre he disfrutado con extraños personajes dentro de escenarios fantásticos mucho más que retratando el mundo real, y eso es precisamente lo que ofrece este cómic. No me gusta utilizar referencias fotográficas, que es lo que tienes que hacer cuando estás dibujando un coche, un arma o una calle en particular de Nueva York. Prefiero dibujar siguiendo la inspiración que brota directamente de mi cabeza, y Doctor Extraño es una colección perfecta para eso. Si tengo que pensar acerca de cual ha sido el mayor reto mientras trabajaban en esta obra, probablemente sean los diferentes alienígenas y mundos, cada uno con un aspecto distintivo. Para inspirarme, intento tener los ojos muy abiertos, porque nunca sabes de dónde va a venir la idea. Puede ser una foto de modas, una criatura marina o una pintura de El Bosco… cualquier cosa puede darte una silueta, un esquema de color, o algo con lo que empezar a trabajar. Lo único que trato de es de evitar la ciencia ficción moderna, porque quiero que las imágenes sean lo más frescas posibles. Además, Mark es simplemente fantástico. Me encanta la manera en la que, incluso cuando escribe la más loca y atroz escena, nunca pierde el toque con los personajes o la historia que está contando. Te da lo mejor para dibujar. No hemos hecho más que empezar con esto y creo que ambos estamos intentando crear una historia que nadie va a olvidar”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *