Spider-Girl: la hija de Spider-Man

Por Julián M. Clemente
hijaspidey.jpg
Lo tenía crudo la hija de Peter Parker para sobrevivir en un mercado tan hostil como lo es el actual. Sin embargo, May “Mayday” Parker ha escapado al azote de la cancelación en dos ocasiones críticas: la primera, en Estados Unidos. Los capitostes de Marvel anunciaron que el Spider-Girl 39 sería el último, y los fans de la chavala montaron el cirio en internet, con la consiguiente marcha atrás por parte de la editorial. En España ha ocurrido tres cuartas partes de lo mismo: la colección mensual fue cancelada, pero una campaña cibernáutica muy similar a la americana y unas ventas que se acercaban a lo decente han propiciado que Spider-Girl reaparezca en forma de tomos recopilatorios. Ahora sólo hace falta que no se queden en la estantería, que el entusiasta seguidor de May crezca como la espuma, porque este tebeo entretenido, sin pretensiones, agradable y disfrutable al máximo se lo merece con todas las de la ley. Por cierto, gran parte del fandom de Spider-Girl está compuesto por chicas: una razón más para hacerle un hueco pequeñito en la estantería y un pedazo de hueco en el corazón. Algo tendrá que tener esta chica, si ni aquí ni allí quienes la conocen quieren perderla de vista. Y no, esta vez no son unas tetas grandes.
Aparecido originalmente en enero de 2002 en La Guía del Cómic

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *